Las Malvinas son argentinas

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner denunció que las Malvinas son la mayor base militar nuclear de la OTAN en el Atlántico Sur y reclamó su devolución a la Argentina.

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner denunció que las Malvinas son la mayor base militar nuclear de la OTAN en el Atlántico Sur y reclamó su devolución a la Argentina.

Juan Diego Nusa Peñalver

ASÍ, a secas reza un gran cartel en la ruta 136, cerca de la ciudad de Gualeguaychú, provincia de Entre Ríos, a 230 kilómetros de la ciudad de Buenos Aires y a 25 kilómetros de la República Oriental del Uruguay, y que resume las aspiraciones frustradas de más de 42 millones de argentinos por la fuerza de las armas de un decadente imperio colonial británico.
Precisamente este 2 de abril se recordó a los soldados de esa nación sudamericana caídos en la guerra de Malvinas, durante el conflicto armado anglo-argentino de 1982. Y es que Argentina reclama, desde 1833, la soberanía de este archipiélago del Atlántico Sur, situado a poco más de 700 kilómetros de sus costas
y a 14 000 kilómetros de distancia del Reino Unido.

Recorrido de la flota invasora británica en 1982.

Recorrido de la flota invasora británica en 1982.

En el acto por el aniversario 32 de la fatídica guerra, efectuado en la Casa Rosada, sede del Ejecutivo, la presidenta Cristina Fernández de Kirchner sostuvo que tiene .la infinita confianza. de recuperar la soberanía de las islas Malvinas, porque .siempre en la historia los enclaves coloniales, más tarde o más temprano. se recuperan.
Y condenó la creciente militarización de ese territorio colonial por el Gobierno británico del primer ministro David Cameron. En su peculiar oratoria, la mandataria denunció que las .Malvinas son la mayor base militar nuclear de la OTAN en el Atlántico Sur y de sistemas de inteligencia electrónica…. .Esta es la verdad que no pueden seguir ocultando., dijo la estadista en clara referencia al Reino Unido. Por eso, indicó que el reclamo argentino por la soberanía sobre las islas también .tiene que ver con un mensaje de paz al mundo..
UN POCO DE HISTORIA
La Guerra de las Malvinas o Guerra del Atlántico Sur fue un conflicto bélico entre Argentina y el Reino Unido que tuvo lugar en las islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur. Se desarrolló entre el 2 de abril, día del desembarco argentino en las islas, y el 14 de junio de 1982, fecha acordada del cese de hostilidades. El origen del conflicto fue el intento por parte de la Argentina de recuperar la soberanía de ese archipiélago, que las Naciones Unidas consideran territorios en litigio entre Buenos Aires y Londres, aunque este último los administra y explota. El saldo final del conflicto bélico en pérdidas de vidas humanas fue de 649 militares argentinos, 255 británicos y 3 civiles isleños.
Políticamente, la derrota en la guerra precipitó en la Argentina la caída de la dictadura militar del llamado Proceso de Reorganización
Nacional que gobernaba el país. Posteriormente, en diciembre de 1983, se realizaron elecciones y se instaló un Gobierno democrático. En el Reino Unido, por su parte, la victoria en el enfrentamiento ayudó a que el Gobierno conservador neoliberal de la primera ministra Margaret Thatcher saliera reelegido en las elecciones del año 1983.
Sin embargo, la historiografía británica trata de esconder que a pesar de haber triunfado, la flota colonialista inglesa recibió una paliza en el Atlántico Sur desde el inicio de los combates, al tener bajas jamás imaginadas, según fuentes argentinas. Las cifras exactas de las enormes pérdidas sufridas permanecen ocultas por decreto real bajo la consigna de secreto de Estado hasta el 14 de junio de 2072,
cuando ya no quede con vida ninguno de los soldados argentinos que combatieron por recuperar las usurpadas islas.
En 44 días de combates, el 70 % de los buques de guerra y logísticos de la Task Force (grupo de tareas naval) resultaron hundidos o averiados, además de derribados o dañados decenas de aviones y helicópteros. Pérdidas que no son reconocidas por Gran Bretaña, que contó durante el conflicto con el auxilio de Estados Unidos (en inteligencia satelital y armamentos) y el apoyo del Chile
del dictador Pinochet, que informaba los movimientos de la Fuerza
Aérea Argentina.
Sin ese respaldo el Reino Unido hubiera tenido que replegar su Task Force, de acuerdo con la conclusión de expertos militares.
Además, los analistas censuraron que Londres haya utilizado a gurkas (mercenarios de Nepal) y legionarios de otros países en sus fuerzas; hundido el Crucero argentino General Belgrano, cuando estaba fuera de la zona de exclusión marcada por los mismos ingleses, e introdujera en esas latitudes armas nucleares, prohibidas en América Latina y el Caribe por el Tratado de Tlatelolco, firmado en México en 1967.

Cartel ubicado en la ruta 136, cerca de la ciudad  de Gualeguaychú, Entre Ríos.

Cartel ubicado en la ruta 136, cerca de la ciudad
de Gualeguaychú, Entre Ríos.

ISLAS FALKLAND NO, LAS MALVINAS
Gran Bretaña persiste en llamar a estas islas Falkland y las retiene por la fuerza, lo cual no es fuente de ley, pero las Malvinas son argentinas por su historia y por estar ubicadas en el Mar Argentino, que es parte de la plataforma continental argentina, abundante en petróleo, gas, oligoelementos metálicos y también una gran fuente ictiocola, que está siendo saqueada con los permisos indiscriminados de pesca otorgados por los llamados kelpers (pobladores llevados por Inglaterra para repoblar las islas tras la expulsión violenta de los argentinos).
Esos territorios fueron descubiertos en 1520 por integrantes de la expedición de Magallanes. A pesar de haber sido denominadas en la cartografía europea con diversos nombres, siempre quedaron dentro de los espacios bajo control efectivo de las autoridades españolas.
A partir de la Revolución de Mayo de 1810 las islas Malvinas fueron consideradas por los primeros gobiernos argentinos como parte integrante del territorio heredado de España.
El 10 de junio de 1829, el Gobierno argentino creó la Comandancia Política y Militar de esas islas y designó a Luis Vernet al frente de ella. En el contexto de un renacimiento del interés estrat égico en el Atlántico Sur, el 3 de enero de 1833, una corbeta de la Marina Real británica expulsó por la fuerza a las autoridades
argentinas, que se negaron a reconocerle autoridad alguna. En 1884, ante la falta de respuesta a las protestas, Buenos Aires propuso llevar el tema a un arbitraje internacional, lo cual también fue rechazado por el Reino Unido sin dar razones.
La llamada .cuestión de las islas Malvinas., entendidas como la disputa de soberanía entre la Argentina y el Reino Unido por las Islas Malvinas, Georgia del Sur, Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes estuvo presente en la conferencia de San Francisco, que dio origen a las Naciones Unidas, con una reserva de derechos presentada por la delegación argentina.
En correspondencia con la Resolución 1514 (XV) de la Asamblea General de la ONU, el 16 de diciembre de 1965 ese foro universal aprobó la Resolución 2065 (XX) por cuyo medio reconoció la existencia de una disputa de soberanía bilateral e invitó a ambos países a negociar para encontrar una solución pacífica a la disputa.
Desde 1989 hasta la fecha, el examen del tema está radicado en el Comité Especial de Descolonización de la ONU, mientras que desde el Mercado Común del Sur (Mercosur), la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi), la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) hasta la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) han respaldado el legítimo derecho argentino sobre las Malvinas. El conflicto de 1982 no alteró la naturaleza de la
controversia de soberanía entre la Argentina y Gran Bretaña.

Anuncios

8 comentarios

  1. Señor Manuel uno no se puede evadir de la realidad y menos ignorarla. Gracias por llevar a Cuba en el corazón. Solo le comento que España y su valeroso pueblo, al que nos unen tantas cosas, nunca va a renunciar a la soberanía del Peñón de Gibraltar, que por las armas y el poder de la fuerza se lo arrebató el Imperio británico a España desde 1713, tras imponerle al ya débil imperio español el oneroso Tratado de Utrecht. Lo mismo pasa con las Malvinas, que Argentina nunca va a dejar de reclamar su derecho, que apoyamos todos los pueblos latinoamericanos y caribeños e incluso más allá del Hemisferio Occidental. Esa es una situación colonial. Las Malvinas deben ser devueltas a Argentina como el Peñón de Gibraltar a España. ¿No lo cree así? Gracias.

  2. No comparto su opinión señor Porto. Y pregúntele usted al pueblo y al gobierno de España si van a renunciar a la soberanía del Peñón de Gibraltar, que por las armas y el poder de la fuerza se lo arrebató el Imperio británico desde 1713, tras imponerle al ya débil imperio español el oneroso Tratado de Utrecht. Cuba y su pueblo nunca va a renunciar a recuperar el territorio ilegalmente ocupado por la base naval norteamericana de Guantánamo, donde EE.UU. comete torturas de todo tipo y tiene preso a personas sin presentarlas ante la ley. Lo mismo pasa con las Malvinas. No olvide ese detalle. La injusticia es injusticia.

  3. Soy gallego, me cuesta trabajo pensar en las Malvinas, porque es una forma disuasoria de dejar de pensar en la realidad, díganme ustedes, si fuesen argentinas, cual sería la diferencia al margen de que hubiese más argentinos y hablasen español. Muchas gracias por dejarme participar. Cuba siempre en mi corazón, desde A Coruña

  4. Para mí las Malvinas son de quienes las han vivido y las viven.

  5. Esos elementos que usted maneja señor Porto no los conozco de esa forma. De todas formas profundizaré en esa información. Lo que si le puedo asegurar que Las Malvinas pertenecen a la Argentina.

  6. Bueno señor El Oriental. Muy buena observación de su parte. Solo que en el caso del referendo de Las Malvinas tiene un sentido muy diferente al de Crimea. En Crimea más del 60 por ciento de la población es rusa y tienen a Rusia como su país de origen. Por eso el referendo realizado en Crimea para consultar a su población si estaban de acuerdo en unirse a Rusia tiene total validez desde el punto de vista del derecho internacional. Al pueblo de Crimea le asiste el derecho a la autodeterminación amparado en la Carta de las Naciones Unidas. En el caso de Las Malvinas no, por la sencilla razón de que el Imperio colonial británico expulsó a toda la población argentina de Las Malvinas en 1833, como usted debe hacer leído en mi artículo, y repobló o mejor dicho COLONIZÓ esas islas con ciudadanos británicos, que son los que acudieron al referendo realizado en las Las Malvinas y se pronunciaron por unirse a Gran Bretaña. Por eso el referendo organizado por Gran Bretaña (en las Malvinas la máxima autoridad es un gobernador británico designado por la Reina Isabel II) es ilegítimo y no está amparado en la Carta de las Naciones Unidas. Gran Bretaña se excusa en ese referendo para no ir a negociar la soberanía de las Malvinas con el gobierno de la Argentina. Las Malvinas es un caso colonial que está en debate en la ONU, al igual que Puerto Rico, que está controlado por EE.UU. desde 1898 tras vencer en la guerra hispano-cubana-norteamericana al imperio colonial español. Gran Bretaña ha militarizado a las Malvinas, al extremo que hay más soldados que población local. Londres retiene esas islas por la fuerza y en contra de la voluntad del pueblo argentino. Usted coincidirá conmigo que solo al mirar que Las Malvinas estan a 700 kilómetros de las costas de Argentina y a más de 14 000 kilómetros de Gran Bretaña, Las Malvinas pertenecen a la Argentina. Espero que haya aclarado sus dudas. Gracias por sus comentarios.

  7. MUY BUENO ARTICULO Y LAS RAZONES QUE ARGUMENTA, SIN EMBARGO ME LLAMO LA ATENCION QUE ALLI EN LAS MALVINAS SE HIZO UN CON LOS POBLADORES UN REFERENDUM ,COMO SE HIZO EN CRIMEA Y LOS POBLADORES VOTARON POR MANTENERSE ANEXO A INGLATERRA, ME GUSTARIA QUE PERIODISTA ACLARARA ESTO GRACIAS, HAY CASOS COMO EL DE VENEZUELA CON LO DEL TERRITORIO EN RECLAMACION DE GUYANA, ESAS CASOS LA VERDAD QUE SON COMPLICADOS.

  8. El gobierno de Margaret Thatcher ofreció entregar la soberanía de las islas Malvinas en una reunión clandestina con un funcionario argentino de alto nivel menos de dos años antes de la invasión del territorio británico.
    Colegas del ministro británico involucrados crearon una distracción para explicar su ausencia , diciendo que estaba fuera en Suiza pintando paisajes con su esposa.
    El encuentro secreto se revela en la historia oficial de las Malvinas por Sir Lawrence Freedman , profesor de estudios militares en el King College, Universidad de Londres.
    Él revela que en junio de 1980 , el Ministerio de Relaciones Exteriores elaboró ​​una propuesta , aprobada por el comité de defensa del gabinete, por el que Gran Bretaña le entregaría Argentina la soberanía titular sobre las islas , que luego se arrendaría a Gran Bretaña durante 99 años .
    Las banderas británicas y argentinas serían izadas una al lado de la otra en los edificios públicos en las islas. La Administración británica continuaría con el fin de garantizar a los isleños y sus descendientes ” disfrute ininterrumpido de su forma de vida ” .
    Sin embargo , el plan fue arruinado después de Sr. Ridley, , hizo un viaje malogrado a las Malvinas en noviembre, en la que trató de vender el acuerdo a los los isleños. La sospecha de las intenciones a largo plazo alimentó la oposición tanto de conservadores como laboristas y no se llegó a ningún acuerdo de ese tipo
    (Richard Norton-Taylor and Rob Evans.The Guardian, Tuesday 28 June 2005 )

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: